Thursday, April 10, 2014

Los árboles del DF

Jacaranda en Coyoacán
Estos días de entre marzo y abril donde las jacarandas y los colorines de la ciudad cambian los el estado de ánimo de los capitalinos son un buen momento para hacer un recuento de los árboles que hay en la zona urbana del DF. Lo hago ahora antes de que los terminen por talar las constructoras o el mismo gobierno para hacer supervías, departamentos de lujo o metrobuses, ya debemos más de 350 mil y no hay para cuando comencemos a pagar esa deuda

Los árboles son muy importantes para la calidad de vida de los citadinos. Quizá por ello están dentro de las lista de las tres cosas que tiene que hacer un ser humano: tener un hijo, escribir un libro y plantar un árbol

Bosque de árboles urbanos en la Cantera de la CU
Lo árboles dan sombra, debajo de ellos uno puede sentarse a descansar, pensar, platicar. Los arboles son grandes filtros de la contaminación del aire. Entre más árboles hay en la ciudad menos enfermedades respiratorias tienen sus habitantes. Los árboles ayudan a la infiltración el agua de lluvia y detienen inundaciones. Los árboles son también compañeros de vida en las buenas y en las malas (ver un ejemplo aquí).

Los árboles proveen de hogar a los animales. Hoy por la mañana, mientras sobrevivía al cambio de horario armado con mi café, observaba la copa de la jacaranda de frente a mi casa y conté nueve aves de cinco especies diferentes, que discutían, convivían y comían ahí entre ese mar púrpura de flores.
Árbol y "progreso"

Los árboles también son seres vivos y tienen su fisiología. Los árboles tiran sus hojas y sustancias pegajosas (como la jacaranda antes de florecer o los sauces llorones), en su búsqueda de agua sus raíces pueden romper banquetas, sus ramas pueden tirar los cables de luz. Todo eso hace que muchos capitalinos odien (no hay otra palabra) a los árboles y sueñen con adquirir una motosierra para talarlos. Pero sin los árboles la ciudad sería un sartén de asfalto que cualquier lluvia la inundaría y todos estaríamos de peor humor (aunque creamos que eso es imposible).

Todos los defectos atribuidos a los árboles pueden ser solucionados con una buena planeación (lo se… la planeación es algo que no se da mucho en el DF… pero sí existe). Los árboles rompen las banquetas porque les dejan muy poco espacio para que sus raíces absorban agua. En esta necesidad de darle más espacio a los autos, las jardineras de los árboles se han reducido al tamaño de sus troncos. Cuando llueve, el agua no llega a las raíces que están cubiertas de cemento, y para obtenerla las raíces tienen que abrirse paso. En cuanto a las ramas tirando los cables de luz (esa obra de la estética que la CFE decidió que todo citadino tiene que admirar cuando voltea para el cielo), en realidad es una justa defensa del árbol por el paisaje. Tristemente, la venganza de la CFE es desproporcionada y mutilan y deforman a los árboles para que sus ramas no puedan estar cerca de sus bellas obras de arte. Si la CFE comenzara por poner el cableado por abajo, quizá tendríamos árboles sanos y cielos limpios de cables. Que tiren hojas es problema para una sociedad que se ha comprado el discurso de la asepsia en nuestro entorno. Sus hojas se pueden utilizar para composta.

Tríptico de la conabio puedes bajarlo aqui
La CONABIO publicó una guía sobre los árboles más comunes en la Ciudad de México. De las 50 especies de árboles más comunes en la ciudad sólo 18 son de México. El resto vienen de todo el mundo, cinco de Africa, 13 de Asia, siete de Australia, cuatro de Norteamérica, tres de Sudamérica y dos de Europa. Suman más de 50, pero es porque varias especies se comparten entre regiones. Las dos de Europa, por ejemplo, una la comparte con Norteamérica y la otra con Asia. 

Araucarias (foto: plantrescue.com)
En esta guía no aparecen ni el palo loco y ni el ahuejote puesto que ambos normalmente no forman parte del mobiliario arbóreo urbano sino paisaje de Xochimilco y del Pedregal de San Ángel. La guía muestra las dos especies de eucaliptos que dominan muchos camellones. 

Flores de Colorín. Foto: http://lamantiscomunicadora.wordpress.com/

También están el colorín y la jacaranda (el primero mexicano y la segunda sudamericana) que compiten por ver quien da más flores en estas fechas con el Palo Loco. La araucaria es típica de Sudamerica pero la especie que tenemos en el DF es Australiana, los cipreses y el sauce llorón que vienen de Asia y hasta el Ginkgo con sus hojas de abanico, que es un árbol japonés muy especial en la tradición nipona. En México había uno en el parque de La Bombilla, pero que durante mucho tiempo ha sufrido de la ignorancia de las autoridades y los embates de los peseros y desconozco si vive todavía. 


Ginkgo biloba (foto: http://www.rohrsnursery.com)
Los árboles en la Ciudad tienen varios enemigos. Ya hablamos de los vecinos y de la CFE. Otros enemigos son los parásitos dentro de los cuales destaca el muérdago. El muérdago es una planta que crece encima de las ramas y va chupándole la sabia al árbol. Muchas veces es como una enredadera. No es que haya más muérdago que antes o que las aves (que son los dispersores naturales) se hayan reproducido de más. La explicación más plausible de que haya más muérdago es que al igual que los humanos, los parásitos (como el muérdago) se expanden más cuando el hospedero (los árboles) están con mucho estrés.
Muérdago Foto: http://dehesadelosalcotanes.blogspot.mx
Muerdago Foto: http://www.laserranianatural.com

Existe mucha información interesante sobre los árboles de la Ciudad de México en una pequeña guía como ésta (puedes bajarla aquí). Los invito a usarla pues sería bueno que todos nos diéramos cuenta que los árboles que hay a nuestro alrededor, aunque nos duelan los ojos al ver tanto cable de luz surcando el cielo. 



3 comments:

  1. Ya que hay tanto odio a los árboles que nos dan la vida, comparto estas otras herramientas útiles para su cuidado y protección.

    La ciudad de México públicó un Manual para la poda correcta de árboles en el DF que puede consultarse en http://ow.ly/vHFV9

    Aquí está la Norma con los requisitos para poder podar y talar árboles en el DF:
    http://centro.paot.org.mx/centro/normas/normaderribo.php

    La UAM Azcapotzalco publicó un Manual de arboricultura para certificarse como arborista, profesión indipensable para la gestión urbana, pero desconocida por la mayoría de quienes tratan a la flora urbana como adorno o estorbo. Aquí más info para estudiar esta hermosa carrera del futuro: http://www.ehowenespanol.com/guia-estudio-certificacion-arborista-hechos_421162/

    ¡Gracias Luis por compartirnos esta reflexión!

    ReplyDelete
  2. Esta incapacidad de notar la importancia de las plantas es conocida como ceguera vegetal, y es responsabilidad de todos aquellos informados en el tema combatirla. Por cierto, las plantas florecen. Saludos

    ReplyDelete
  3. Gracias por el comentario, ya está corregido

    ReplyDelete